fbpx WhatsApp
Av. Cánovas del Castillo, 6, MARBELLA

+34 952 900 400

+34 680 523 951

Embarazada Después De Un Aumento De Pecho

¿Qué pasa si me quedo embarazada después de un aumento de pecho?

¿Qué pasa si me quedo embarazada después de un aumento de pecho?

 

La demanda de cirugías estéticas en las mamas es cada vez mayor. Representan el 40% de las casi 400.000 operaciones de estética realizadas en España el año pasado.

La encuesta anual de la Sociedad Española de Cirugía Plástica, Reparadora y Estética (Secpre) revela que  se han multiplicado por cuatro desde 2010.

 

Embarazos después de una operación de aumento de pecho

 

La Sociedad Americana de Cirugía plástica publicó un estudio que evidencia el interés que tienen las mujeres hacia la cirugía plástica mamaria. Cuando se les preguntó a las mujeres que se habían sometido a tal procedimiento la razón de su decisión, un 90% afirmó el deseo de verse más hermosa desnuda. Otra razón era lucir mejor con su ropa y sentirse bien consigo misma.

Ahora bien, al estar en edad fértil es muy probable que ocurra un embarazo inesperado. O bien, sientan el deseo de formar una familia y así planificar la llegada de un hijo. Por supuesto, siempre cabe la pregunta: ¿Puedo tener un hijo después de aumentarme el pecho?

Los cambios hormonales y físicos que ocurren durante el embarazo ocasionan cambios en la mujer: engorda la barriga y el tamaño de los pechos se modifica. Por eso, aquí aclararemos todas las dudas para aquellas pacientes que han quedado embarazadas o quieren planificar una operación estética de senos y está deseando tener un hijo.

Preguntas Frecuentes sobre la lactancia después de un aumento de pecho

 

Teniendo en cuenta la cantidad de mitos y mentiras que existen sobre la lactancia materna tras una operación, es necesario despejar cualquier duda al respecto. Vale mencionar que todas las técnicas que se utilizan para la cirugía estética conservan en la madre la capacidad de producir leche.

 

¿Podré amamantar?

 

Las técnicas actuales para aumentar los senos no afectan el tejido glandular. Por lo tanto, no hay obstáculos para la lactancia materna. Cabe mencionar que la prótesis de silicona por lo general se colocan detrás del músculo pectoral. En consecuencia, además de dar un aspecto más natural a los senos, no interfiere en el proceso mamario y el pezón no sufre alteración alguna.

 

amamantar tras operacion de pecho

 

No existe evidencia alguna que indique que una prótesis de gel cohesivo afecte la salud del bebé. Y hay que acotar que ninguna sustancia pasa a la leche materna. En consecuencia, puedes amamantar con toda tranquilidad.

 

¿Perderé la operación?

 

Este es uno de los temores más grande de quienes han quedado embarazadas después de una intervención quirúrgica de este tipo. Obviamente ocurrirán cambios propios del embarazo que pudieran comprometer los resultados de la cirugía.

Con el fin de disminuir los riesgos de cambios en la forma del seno, se recomienda aplicar productos dermatológicos para cuidar la piel en esta etapa. El uso del sostén mantiene el seno en una posición correcta después de lactar. No obstante, siempre es necesario consultar con el cirujano plástico, el ginecólogo o asesora de lactancia.

 

¿Se deforma el pecho?

 

Hay que tener en cuenta que el embarazo y el paso del tiempo producen cambios en el peso y volumen de los senos. En algunos casos se presentan estrías, flacidez y algunos cambios con respecto a la forma de la mama. No obstante, en ningún caso es la cirugía la causante de dicha alteración.

Mujeres con prótesis mamaria que alimentan a sus hijos desde el calostro hasta los 2 o 3 años afirman que su aspecto estético no se altera mucho después de la lactancia materna.

 

¿Hay problemas con la cantidad de la leche?

 

En vista de que las prótesis se colocan detrás del músculo, no influye en el proceso de lactancia. Por lo tanto, tampoco se ve afectado cuando la leche pasa por los conductos.

Una razón por la que la cantidad de leche disminuye después de una operación estética es que se hayan dañado las glándulas mamarias o los conductos lactíferos. En caso de que un nervio se dañe, puede ocasionar menos sensación en los pezones. De manera que reduce el reflejo de la bajada de la leche.

También puede ocurrir que los implantes compriman los conductos, bloqueando el flujo de la leche. El signo más común en este caso es la inflamación de la mama. En ese caso, se sugiere acudir al médico para solucionar el problema.

 

¿Afecta la calidad de la leche?

 

La calidad de la leche no cambia por las prótesis mamarias. Cabe recordar que la silicona no interfiere en los conductos al encontrarse detrás del músculo pectoral y la glándula mamaria. Al igual que todas las mujeres que amamantan a sus hijos, podrás darle el calostro y una alimentación saludable hasta el destete.

El organismo de la madre será quien determine la calidad de la leche. Por lo tanto, no hay intervención alguna de las prótesis de silicona en la producción de la leche. Podrás amamantar a tu bebé como cualquier madre.

 

¿La ubicación de la cicatriz afecta la lactancia?

 

Lo más recomendable es que la operación se realice a través de la zona inferior de la mama. Aun así, hay prótesis que se introducen por la areola justo detrás de la glándula mamaria, dejando una cicatriz interior. Este método no impide la lactancia, sin embargo, puede presentarse dificultades si los conductos se dañan.

 

¿Hay riesgo de padecer mastitis?

 

En general no hay una influencia de la silicona sobre el funcionamiento de las glándulas mamarias para entregar la leche al niño. No obstante, las pacientes con prótesis pueden llegar a tener la mama más tensa. La razón es que la mama puede llegar a crecer hasta un 50% durante la lactancia. Si a esto se le agrega el volumen de la prótesis, los riesgos de estrías son más altos.

Algunos estudios relacionan la mastitis con la técnica de prótesis por la areola. Se han presentado casos de contractura capsular en los alrededores de las prótesis, que incluso obligan al paciente a retirársela.

La solución para este caso es no dejar al bebé que vacíe por completo el pecho. O por el contrario, que haya muchas horas de diferencia entre toma y toma. Al mínimo síntoma de retención de leche o inflamación se recomienda acudir al médico tratante.

 

¿Qué te recomendamos?

Que acudas a nuestra clínica y hablemos, así despejarás todas tus dudas y estarás mucho más tranquila tanto si ya te has operado, como si es para una nueva intervención.

 

 

No te quedes con las dudas y LLÁMANOS

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *